Yute o Cáñamo. Esa es la Cuestión

¿Qué tipo de cuerda debo utilizar para practicar Shibari/Kinbaku?

Si te interesan las ataduras en general, popularizadas bajo en nombre de “bondage”, utiliza las cuerdas que más te gusten.  Si lo que buscas es practicar Shibari/Kinbaku (ataduras tradicionales japonesas), y no quedar en ridículo al utilizar palabras de un idioma que desconoces, te recomiendo que no sólo elijas bien tu fuente de conocimiento, sino que además elijas cuerdas hechas de fibras orgánicas de buena calidad.


 

¿Yute o Cáñamo?

En Japón la elección más popular es el yute de 6 milímetros, aunque también se utilizan otro tipo de cuerdas orgánicas cuando desean obtener otro tipo de resultados. En lo personal, creo que los japoneses prefieren el yute al cáñamo por su ligereza, ductilidad y su refinado brillo. Además de que pareciera no existir el término “cáñamo” en japonés ya que utilizan la misma palabra para ambos materiales.

Debido a la naturaleza de la práctica del kinbaku, la cuerda empleada debe sentirse con un buen “grip” o agarre que mantenga los nudos armados, sin deslizamientos indeseados y a la vez sin ser elásticas. Además las fibras orgánicas no se recalientan tanto por la fricción con la piel y por eso, es menos factible que produzcan quemaduras. Las cuerdas de 6 milímetros de diámetro y tres cordones torzados son las elegidas con más frecuencia porque permiten nudos de un tamaño razonable y realizan un hermoso patrón que queda elegantemente impreso en la piel al retirar las ataduras.

En lo personal, siento el cáñamo como un material un poco rústico y demasiado pesado entre mis dedos como para permitir que pueda fluir mi energía libremente a través de él. Pero esto es una cuestión de gustos… hay mucha gente que dice que su aroma dulzón invadiendo el ambiente los incentiva a entrar en clima. En cambio a mi me motiva mucho el crujido especial del yute contra el bambú o simplemente contra sí mismo, especialmente en tensión. Al ser el cáñamo más pesado, suele tomar más velocidad que el yute en el aire y ésto puede llevar a que al atador le cueste controlar las puntas de las cuerdas.

Con el uso, el cáñamo se vuelve más rústico, en cambio el yute se va suavizando cada día más… aunque uno puede suavizar ambos materiales tratándolos con aceites, ceras y tostándolos levemente al pasarlos rápidamente por una llama. Cada bakushi tiene sus métodos preferidos para tratar sus cuerdas, pero eso, muchas veces es algo personal.

 

Tsubaki 

 

Podrás seguir leyendo sobre cómo elegir Tus Primeras Cuerdas en este link


Etiquetas: , ,